Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Cómo cuidar las orejas de tu perro en casa y cuándo es necesario ver a un veterinario

Cómo cuidar las orejas de tu perro en casa y cuándo es necesario ver a un veterinario

¡Hola! Muchos dueños se preguntan constantemente ‘’¿Debería limpiar las orejas de mi perro con regularidad?’’ y la respuesta es un rotundo ‘’¡Si!’’. Mantener esta área del cuerpo del perrito limpia y cuidada, es parte esencial de su salud y bienestar general ¡Por eso a continuación te diré todo lo que debes saber sobre el cuidado de las orejas de los peritos!  

¡Conoce algunos datos sobre el cuidado de las orejas de los perros!

Los oídos de los perros son sensibles y, a medida que la cera y los aceites se acumulan dentro del oído, con el tiempo pueden volverse cada vez más propensos a las infecciones. Además, los factores externos como el exceso de humedad o las alergias pueden elevar aún más el riesgo de infecciones.

Cuando existe una infección de oído, estos suelen ser los síntomas más comunes:

  • Mal olor alrededor o en el oído
  • Secreción del oído
  • Hinchazón o enrojecimiento del canal auditivo.
  • Exceso de patear o rascarse las orejas

En caso de que percibas algunos de los síntomas en tu perrito, consigue una cita con su veterinario de confianza para que indique el tratamiento lo más pronto posible.

Ahora bien, indiferentemente de que existan o no los síntomas relacionados a la infecciones, la rutina de limpieza del oído debe mantenerse y estos son los pasos para hacerlo de forma segura en casa:

  • Lo primero que debes saber es que esto debe convertirse en un hábito regular como parte del mantenimiento de la mascota, al menos una vez por semana o cada dos semanas, revisa los oídos de tu perro con paciencia ¡Así puedes detectar cualquier problema más temprano!
  • No te asustes si tu perrito se pone rebelde durante el proceso de limpieza, la verdad es que puede ser una situación estresante para ellos y lo mejor es hacerlo en los momentos que estén relajados y brindarles una recompensa al finalizar.

Para hacer una limpieza correcta: Mantén la oreja del perro en posición vertical y vierte una pequeña cantidad de gotitas de solución limpiadora en el canal auditivo, mientras el líquido corre, utiliza los dedos para masajear la base de la oreja durante 15-20 segundos.

Probablemente el perrito quiera sacudir la cabeza durante el proceso así que asegúrate de tener una toalla cerca para evitar el desorden.

A continuación, utiliza un pequeño trozo de algodón (no un hisopo) y retira los excesos de solución o cualquier sucio pegado.

Finalmente, en caso de que tu perrito nadie con frecuencia debes mantener un cuidado más especial y asegurarte de retirar la humedad adecuadamente.

No olvides que El buen aseo en general como mantener el pelo alrededor de la oreja limpio y sin enredos, facilitará la limpieza de las orejas y brindará calidad a la salud del peludo. Siempre es necesario retribuirles todo el amor y atención que nos brindan.

Entradas Relacionadas

>
Ir arriba